PUEBLOS ORIGINARIOS: EL PENSAR PERCEPTIVO IV

A DESPERTAR“MONDO-EPIGRAMA-AFORISMO-MAPUCHE”

 

Llükakelay che

Koilatukelay che

Lelikünunge kido mi nge

Fillkuñ pengekey

Alimüwkülen mu antü mu

Mi inafül ruka müley wütrunko

Walwalkülekey müten

TRADUCCIÓN:

Estás triste, hermano,

¿Qué asunto tienes en tu alma?

No hay que temer;

No hay que mentirse,

Abre tus propios ojos:

A la lagartija se la ve

Calentándose al sol

Y cerca de tu casa hay un estero

De muy agradable murmullo

 

La Visión Originaria, su pensar perceptivo, no es resultado del razonamiento, es la “cosa en sí misma”, es la “vida-visión”; vivencia de la vida como totalidad. Por lo tanto, su visión de la vida es un “cosmo-sentir” y no una “cosmovisión” porque esta implica “una manera de ver e interpretar el mundo” pero la visión perceptiva no tiene “una manera” y mucho menos una “interpretación” del mundo porque tanto la manera y la interpretación requieren de un método, una técnica, un análisis intelectual, de los cuales carece por completo el pensar perceptivo, la visión originaria.

El “convertirse en hombre” es para el indígena una experiencia exenta de “pecados”, “culpas” y “condenas”. Su mentalidad pertenece al mundo de “la responsabilidad”, vale decir a un mundo que no contiene abstracciones, agudezas lógicas ni análisis sutilísimos, sino en sabiduría práctica y hechos sensorios concretos. Se es responsable ante el mundo (la comunidad) de lo que se hizo, por lo tanto, no existe para él el autocastigo que lo condena a un mundo mental donde él mismo se inflige su escarmiento psicológico a través de la culpa y la autocondena… CONTINUARA…