FAMATINA: La República Rebelde III

CARTA ABIERTA PARA “CHE” CRISTINA-FERNADEZ “GUEVARA”,  A LOS LÍDERES, MILITANTES, OPORTUNISTAS Y OBSECUENTES KIRCHNERISTAS:…

¿Qué hay de anti-nacional y anti-popular en un pueblo que desea vivir humildemente con lo que tiene? ¿Qué hay de oposición política en un pueblo que solo pretende vivir humildemente con lo que produce? ¿Qué elementos del cientificismo político usan los obsecuentes K para juzgar y condenar a un pueblo que ejerce su auto-determinación para decidir, resolver, limitar y precisar como quiere vivir, para catalogarlo de anti-nacional y anti-popular? ¿Qué elementos serios, probados por la historia, solidos intelectualmente, son capaces de comprobar que la ausencia de codicia, ambición, lucro y avaricia que tiene un pueblo, es sinónimo inequívoco de oposición política, anti-nacionalismo y que, por lo tanto, le hace el juego a la derecha*? ¿Qué hay de derechista, anti-kirchnerista, de oposición política, cuando un pueblo solo desea vivir en paz y no con la maldición minera encima como centro de su vida: corrupción política, judicial, empresarial, policial; prostitución, alcoholismo, droga, violencia, robos, desintegración familiar, consumismo?

La obsecuencia K. y “The 20 million dollars girl” desean “Malvinizar Famatina” y todo el movimiento anti minero de la Argentina que involucra asambleas sociales (no son ambientalistas) de Neuquén, Rio Negro, Chubut,, Sta. Cruz, Jujuy, Salta, Tucumán, Catamarca, Stgo. Del Estero, S. Juan, La Rioja, Mendoza, S. Luis, Córdoba, Bs. Aires, La Pampa, para desconocer y no pronunciarse a favor o en contra de la voluntad de todo un pueblo. Creerse dueño de la verdad y los únicos sabedores de… “hacia donde debe ir el pueblo argentino”, es creerse “los elegidos”, es comerse la película psicológica-intelectual de que “son los llamados ha salvar la Argentina”, lo cual es, como mínimo, arrogancia pusilánime.

El militante, el obsecuente y por sobre todo el líder, no tiene la capacidad de percibir que su ideología obnubila la visión de la realidad, de lo que esta pasando. El mundo está siempre en crisis. Pero ahora parece estar cerca de la catástrofe. Al ver esta catástrofe (no solo la provocada por la minería contaminante, la catástrofe ecológica, sino que la catástrofe económica, política, social, cultural) que se acerca, la mayoría de nosotros busca refugiarse en una idea. Pensamos que esta catástrofe, esta crisis, puede ser resuelta por una ideología. La ideología es siempre un impedimento para la relación directa con el pueblo, lo cual obstaculiza la acción. Queremos paz, seguridad, felicidad sólo como una idea, no como un hecho. Deseamos la paz y la felicidad individual y del pueblo en el nivel verbal, o sea, solamente en el nivel del pensar, aunque lo llamemos orgullosamente el nivel intelectual. Pero la palabra paz, felicidad, concordia, pueblo, democracia, no es la paz, la felicidad, la concordia, el pueblo, ni la democracia. Sólo podrá haber comprensión de los lideres políticos hacia el pueblo cuando estos lideres y los inevitable obsecuentes dejen de auto-considerarse “iluminados”, cuando cese el “soborno psicológico” que el líder y su rebaño sometido, ejercen para someter al pueblo a sus “evangelios revelados”. Estamos apegados al mundo de las ideas y no a los hechos. El pueblo de Famatina quiere seguir viviendo como vive. Vamos en busca de nuevos modelos sociales y políticos y no en la aceptación de la autodeterminación del pueblo. Nos ocupamos de conciliar los efectos y no de desechar la causa de la desdicha, el enfrentamiento y la guerra. Esta búsqueda traerá sólo respuestas condicionadas por la ideología. Estas respuestas condicionadas son lo que llamamos conocimiento, experiencia, doctrina, creencia; y los nuevos hechos cambiantes son traducidos, interpretados de acuerdo con esa mente adoctrinada, confusa y conflictiva. De modo que hay conflicto entre lo que es y la experiencia que me señala la ideología. El pasado, que es conocimiento ideologico, debe estar siempre en conflicto con el hecho, el cual se halla siempre en el presente. Así pues, esta posición obtusa no resolverá el problema sino que perpetuará las condiciones que han creado el problema. El único finalmente perjudicado y desilusionado (nuevamente) de sus lideres políticos, será el pueblo.

Parece que una clase completamente distinta de liderazgo político, de cultura, de conducta, y una acción que surja de la comprensión de todo el proceso del vivir que siente, piensa y determinan los pueblos, se han vuelto una necesidad urgente en nuestro mundo de crisis y de problemas en constante aumento. Tratamos de abordar estos problemas mediante métodos políticos y de organización, mediante reajustes económicos, el llamado progreso y diversas reformas; pero ninguna de estas cosas resolverá jamás las complejas dificultades de la existencia humana, aun cuando puedan ofrecer un alivio transitorio. Todas las reformas, por extensas y aparentemente duraderas que sean, son en sí mismas causa de ulterior confusión y nueva necesidad de reformas. Sin comprender todo el complejo ser del hombre común, las meras reformas producirán sólo la confusa exigencia de más reformas. Las reformas no terminan nunca y, a lo largo de estas mismas líneas, no existe una solución fundamental. Por ello, la solución real para el problema del pueblo de Famatina sobre la contaminación minera es, la derogación total de la ley minera de Menem. Las ideologías propagandizan que en democracia el pueblo es soberano ¿Existe la posibilidad que deje de ser mera propaganda y se transforme en realidad en esta ocasión?

Lo popular se convierte en popular cuando el pueblo mayoritariamente lo incorpora a su vivir (un personaje, un líder, una agrupación, una causa, un partido, un hecho) independientemente de si esta elección es equivocada o no. El pueblo lo eligió y ello por si mismo lo hace popular. El pueblo de Famatina hizo popular su lucha sin Malvinizar el conflicto, vale decir, sin manosear ni utilizar el abyecto nacionalismo. Seria bueno, necesario, responsable y noble que la líder más votada (53%) por ese pueblo en las ultimas elecciones, se pronunciara a favor o en contra de la autodeterminación del pueblo de Famatina… ¡sin chicaneos baratos! Sabemos de ante mano que se pronunciara a favor del pueblo de Famatina porque ella… ¡No es la presidenta de las corporaciones!… (¿?).

*El  argumento; “le hacen el juego a la derecha”, es una falacia absoluta, porque transforma automáticamente a la política en catecismo religioso al  usarse para chantajear psicológica e intelectualmente la consciencia del critico, con la finalidad de callarle la boca para evitar que desnude las políticas derechistas de un gobierno supuestamente de izquierda. En el caso de los K deberían renunciar a este argumento porque, para usarlo, primero deberían ser de izquierda, cuando en realidad son un reciclado de neoliberales que se llaman a si mismos progresistas con intenciones de humanizar el capitalismo para que no se viva y vea, tan cruel y despiadado. Haber realizado algunas medidas progresistas no alcanza para ser progresista. Precisamente hoy inauguraron “su” ley antiterrorista “que no seria usada ni aplicada a los movimientos sociales”. El fiscal provincial subrogante de Catamarca, Julio Landivar, acaba de liberar a los 9 ambientalistas detenidos, no sin antes “imputarlos por actos de terrorismo” por poner en riesgo la seguridad pública. Lamentable el progresismo izquierdista revolucionario K. Realmente los K, deberían dejar de hacerle el juego a la derecha, no sancionando este tipo de leyes… ¡como mínimo!